7 Errores de principiante al comprar tu hogar

por danielbryn
0 comentario
Lo lees en: 4 minutos

Todos los días atiendo a compradores, los acompaño, los oriento para que vean qué es lo importante, en donde hay que poner el ojo, “navegamos juntos” el proceso de compra. También veo errores, lo que no hay que hacer.

Decidí armar este artículo para enseñarte cuáles veo siempre y restan al momento de comprar. Te invito a que lo leas y te auto evalúes: sos principiante o ya un comprador “pro”.

1. Enamorarse de la puesta en escena

La puesta en escena es la cuidadosa colocación de muebles y decoración para hacer que un hogar aparezca más espacioso y atractivo para los compradores. Es una técnica muy eficaz.

Es más fácil para los compradores imaginarse viviendo en una casa cuando está bien amueblada.

Cuando estás visitando viviendas en venta, necesitás mirar más allá de los muebles del salón que encontrás en el living, considerá tu vida cotidiana en esa casa.

Es tu obligación ser sensible al espacio y al diseño de los ambientes en la vivienda que estás mirando pero pensándolo desde tu estilo de vida.

Muchas veces puede ocurrir que la vivienda tiene un hogar en el living y esta adorablemente decorado, pero no tiene un lavadero, cosa que pasaste por algo.

Tenes que ser inteligente al momento de escrutar los atributos de la que puede ser tu futura casa.

2. Ser indeciso

Comprar una casa es una gran decisión, y es importante elegir con cuidado. Sin embargo, hay una diferencia entre ser selectivo y ser francamente indeciso. Este es uno de los principales errores que veo.

Algunos compradores quedan envueltos en la emoción y la adrenalina de ver y ver más y mas alternativas y no se dan cuenta que dejaron pasar una buena oportunidad hace una semana, cuando tenían una vivienda ideal para ellos por el mero hecho de que “podría haber algo mejor por ahí”.

No te atasques en tu indecisión. Si encontrás una casa que cumple con tus criterios y tiene un precio adecuado, ADELANTE!.

Siempre hago la misma pregunta, cuando huelo que están atascados: ¿Qué le esta faltando a tu futuro hogar que no tenga esta que vimos? Siempre que salgas de una visita, hacete esta pregunta y pone en la balanza si lo que puede faltar es realmente significativo.

3. Hacemos la visita, caminamos la casa, pero estás distraído!

“Ir de compras” de tu futuro hogar con tus hijos pequeños puede ser una pérdida de tiempo, una distracción tremenda.

Los bebés, los niños pequeños y los niños grandes poco entusiasmados se cansan rápidamente de desfilar por los hogares y eso puede nublar tu atención y pasar por alto detalles muy importantes.

Los padres se cansan rápidamente de intentar simultáneamente mantener a los pequeños contentos y obtener una mirada completa a las casas. Si no tenes otra alternativa más que visitar las casas con los chicos, trata de dividir los deberes con su pareja y turnarse para entretener a los niños y revisar la casa.

Otro caso: No seas TU PEOR DISTRACCIÓN tampoco. Asegúrate de estar bien vestido, cómodo y bien alimentado.

Resistí el impulso de responder a los textos o navegar por las redes sociales mientras estás visitando hogares, esto es muy mal visto para el vendedor y por mí también que dedicamos nuestro tiempo a satisfacer tu necesidad de compra.

4. No hacer ninguna investigación.

Sólo porque te gusta y podes pagar una casa específica, no significa necesariamente que es la adecuada para vos.

Los compradores novatos a menudo se nutren de la emoción de haber encontrado “una buena oportunidad” y siguen adelante sin hacer ninguna tarea de investigación.

No dejes de hacer una inspección de la casa con un amigo que entienda de construcciones y pueda darte su consejo u OK sobre el estado de la misma.

Considerá tu estilo de vida al elegir tu nuevo hogar, no te mudes a una hermosa casa en un country si amás la vida nocturna e ir de bar en bar todos los días y tenes el más cercado a 40 kms.

Date varias vueltas por el barrio antes de decidir, en distintos horarios. Chequea que tan seguro, bullicioso, tranquilo puede ser en diferentes momentos del día.

Quizás temprano por la mañana es el lugar más seguro pero luego a la noche, en el horario en el que acostumbras volver del trabajo es una “boca del lobo” y no te sentirías cómodo viviendo allí.

Que no te sorprendan estos DETALLES NADA MENORES.

5. No hacer una pre aprobación de tu crédito hipotecario.

OK quizás no sea el mejor momento para hablar de créditos, pero te sumo este consejo:

Si vas a comprar con crédito, tener una pre aprobación que te indique cuál es el monto total que te brindarán de financiación ES BÁSICO, FUNDAMENTAL, no podes dejar de hacerlo previamente a la búsqueda de tu primer hogar.

No es divertido empezar a comprar, a visitar, enamorarte de una casa y luego enterarte que por TAL O CUAL detalle no te darán un crédito o estás 40% por abajo del monto que pensabas lograrías obtener en total como financiación.

Por otro lado, tener un crédito pre aprobado suma muchísimo al momento de hacer una oferta, dado que el vendedor sabrá que en tiempos tardarán mucho menos para concretar efectivamente la escritura.

6. Falta de un presupuesto de costos totales de la operación.

Todo el proceso de compra incluye algunos costos que quizás no sabes que deberás soportar, el no tener un presupuesto preciso te podrá causar un gran dolor de cabeza.

Si no conoces desde el primer momento que podrías llegar a necesitar un 5/6% más de dinero sobre el precio para afrontarlos, esto podría llegar a tirar abajo toda una negociación, inclusive a perder una reserva que hayas realizado.

EL QUE SE APURA PIERDE, hace los números tranquilo y cerciorarte que al momento de pagar lo que tengas que pagar, contás con el dinero necesario

7. No trabajar con un agente inmobiliario.

Con tanta información sobre los hogares en venta fácilmente disponibles en internet, muchos compradores tratan de hacer todo el trabajo por sí mismos.

Un agente inmobiliario puede ser una de las herramientas más valiosas con las que cuentes, ellos saben los detalles sobre los barrios, las oportunidades de compra y los valores de las casas, hasta donde se puede negociar, qué detalles podes usar a tu favor para sacar una mejor oferta, revisar los papeles y muchas cosas más.

Como profesionales experimentados, somos más propensos a reconocer cuando un acuerdo es demasiado bueno para ser verdad o realmente es una ganga y cerrar rapidísimo una compra.

La idea es que no cometas errores, que decidas y seas feliz, no sumar stress a algo que es tan importante como comprar tu casa.

¿Y, cómo te fue con esta lectura? ¿Sos un novato o ya un experimentado en la búsqueda de tu nuevo hogar? Espero este artículo te haya ayudado. ¿Sumarías algún error más a este artículo? Espero tu comentario

Otros artículos

Dejar un comentario